Cuidados del césped en Otoño

El final del verano no significa el fin del cuidado y mantenimiento del césped. Sigue estos sencillos pasos en tu césped al comienzo del otoño y tendrás una ventaja inicial para la próxima primavera, luciendo un césped saludable.

Cuidados del césped en Otoño

Con el otoño casi sobre nosotros y el invierno acercándose rápidamente, es probable que no vayas a pasar mucho tiempo pensando en el césped. Pero el otoño, con temperaturas más frías y lluvias ocasionales, es el momento ideal para preparar el césped para la próxima primavera.

Muchos propietarios piensan que el césped necesita menos cuidados y mantenimiento en el otoño debido a que la hierba crece más lentamente. Y de hecho es todo lo contrario. Durante esta época del año, la hierba está absorbiendo energía afanosamente, humedad y nutrientes para prepararse para un invierno largo y latente. Préstale un poco de atención ahora y serás recompensado con un exuberante jardín saludable en primavera. Sólo tienes que seguir estos seis sencillos consejos.

Continúa la siega

Continúa con el riego y corta el césped, según sea necesario, durante el otoño. Luego, cuando la temporada llegue a su fin, coloca la cuchilla segadora a su posición más baja en los dos últimos recortes del año. Así permitirá que más luz del sol alcance la coronilla de la hierba, por lo que habrá menos hojas a que se vuelvan marrón durante el invierno.

* Nota: A medida que bajas la cuchilla del cortacésped, recuerda no recortar más de un tercio de las hojas de la hierba en un momento dado. Si es necesario, reduce gradualmente la altura de corte hasta que llegues a los dos últimos recortes de temporada.

Airea el suelo

El otoño también es un momento ideal para airear el césped, para que el oxígeno, el agua y los fertilizantes pueden llegar fácilmente a las raíces de la hierba. Puedes alquilar un aireador de césped a gasolina por apróximadamente 70€ al día. La máquina autopropulsada perforará rápidamente agujeros en el suelo y extraerá los tapones de tierra. Si tiene un patio muy jardín, digamos, más de 3 o 4 hectáreas y no tiene ganas de airearlo tú mismo, contrata a un profesional de jardinería.

Rastrilla las hojas

Sí, rastrillar las hojas no es una idea divertida, pero es importante retirar las hojas caídas de tu césped tan pronto como sea posible. No esperes hasta que todas las hojas hayan caído de los árboles para comenzar a rastrillar. Si lo haces, las hojas se mojarán con la lluvia y el rocío de la mañana, se pegarán entre sí y formarán una alfombra impenetrable que asfixiará y provocará enfermedades fúngicas a la hierba.

Una alternativa a rastrillar las hojas es el uso de una cortadora de césped equipada con una bolsa de recogida o sistema de vacío. Estos métodos son especialmente eficaces si tienes un jardín muy grande con muchos árboles de hoja caduca. Independientemente de si utilizas un rastrillo o una cortadora de césped, sólo asegúrate de quitar las hojas antes de que se conviertan en un manto empapado y sofocante para tu césped.

Mantener y cuidar el césped en Otoño

Abona para potenciar el crecimiento futuro

La mayoría de los expertos en césped están de acuerdo en que: si fertilizas el césped una vez al año, debes hacerlo en otoño. ¿La razón? Las hojas de hierba crecen mucho más lentamente a medida que el clima se vuelve frío, pero la base y los rizomas continúan creciendo rápidamente. (Los rizomas son los vástagos de la plantas horizontales que se encuentran justo debajo de la superficie del suelo. Producen las hojas de hierba hacia arriba y las raíces hacia abajo). La aplicación del fertilizante en otoño proporciona nutrientes esenciales para que la hierba crezca con raíces profundas y para mantener reserva de nutrientes para un comienzo saludable en la primavera venidera.

Espera hasta mediados o finales de otoño y a continuación, aplica un fertilizante para césped seco sobre todas las áreas con pasto, ten cuidado de no dejar ningún punto sin fertilizar. Puedes usar una abonadora manual de estilo manivela, pero para una cobertura óptima, considera el uso de una abonadora manual con ruedas neumáticas y difusor de abono por goteo. Se tarda un poco más, pero un difusor de abono por goteo proporciona la mejor manera de aplicar una capa constante de fertilizante.

Rellena calvas

El otoño es también un buen momento del año para corregir los espacios vacíos, calvas en el césped. La forma más rápida y más fácil de hacerlo es con una mezcla "todo en uno" de reparación del césped. Se vende en la mayoría de las tiendas de jardinería y grandes almacenes, esta mezcla está lista para su uso y contiene semillas, fertilizante especial y abono orgánico para el césped.

Usa un rastrillo de jardín a la altura de la tierra suelta en el punto calvo del césped. A continuación, extiende una capa gruesa de la mezcla de reparación del césped sobre el área. Ligeramente compacta la mezcla, a continuación, riega a fondo y continúa con el riego cada dos días durante dos semanas.

Controla la maleza

Si las malezas, como los dientes de león se han apoderado de tu césped, ahora es el momento de luchar. Las malas hierbas, como la mayoría de las plantas, están en modo "absorción de energía" durante el otoño. Están bebiendo de todo lo que se cruza en su camino, incluyendo herbicidas. Aplica un herbicida ahora y la mala hierba no volverá en la primavera.

Lee la etiqueta del envase antes de su uso. La mayoría de los fabricantes de herbicidas recomiendan aplicar el herbicida a principios y mediados de otoño, cuando las temperaturas durante el día están por encima de los 15 grados Celsius.